24.9 C
Guatemala City
martes, agosto 9, 2022

La próxima legislatura estará dominada por la UNE

Por lo menos con 50 parlamentarios confirmados por el Tribunal Supremo Electoral (TSE), la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE), será nuevamente la bancada mayoritaria. La diputada Sandra Morán, el constitucionalista Roberto Molina Barreto y el politólogo Ricardo Barreno explican diversos puntos de vista sobre una coyuntura marcada por la desinformación, la incertidumbre y la inminencia de una segunda vuelta que es cuestionada por un sector de la población.

Roxana Orantes Córdova

El ambiente político está cada vez más enrarecido por rumores y acciones poco claras que parecen tendientes por una parte, a que los opositores a Jimmy Morales retomen la búsqueda de su defenestración y por otra, a la lucha porque se declare nulo un proceso que resultó ser el único con fuertes cuestionamientos en la historia reciente.

- Advertisement -

Entretanto, el TSE continúa su labor hacia una segunda vuelta que, en el ámbito del poder local podría motivar diversos conflictos que pudieron ser previstos por la autoridad electoral.

Según el político y ex presidente de la Corte de Constitucionalidad (CC), Roberto Molina Barreto, el TSE no ha notificado oficialmente a los partidos políticos sobre la oficialización de resultados en la elección de diputados que se anunció el viernes, varios días después de la fecha límite que estipula la ley.

Entre los elementos que suman preocupación al contexto, está el incremento del abstencionismo, señalan Ricardo Barreno y Sandra Morán.

“Una nueva burla para la población”: Roberto Molina Barreto

Consultado por Perspectiva, el constitucionalista explica:

“Son las reglas de la democracia. El pueblo decide los pesos y contrapesos y ese es el significado del Congreso. Aún con cuestionamientos, el TSE oficializó la elección de los binomios, pero es ridículo que también se diga que oficializaron la elección de diputados. El resultado del Congreso es el resultado de una democracia mediocre en un proceso muy accidentado.

Tendría que haber un acuerdo publicado en el diario oficial en el que se especifique cuantos  diputados fueron electos por cada distrito. Hasta el momento, esto no ha sucedido ni se ha notificado oficialmente a los fiscales de los partidos políticos.

“El viernes hablé con los fiscales y hasta ese momento no tenían conocimiento”.  Es otra burla contra la ciudadanía que se anuncien los resultados antes de terminar el proceso que ellos mismos normaron: la revisión y la auditoría de los datos y el software, que no se ha ejecutado al cien por ciento. No es posible que se oficialice un proceso en el cual, según los fiscales, por lo menos hay un 30% de errores”.

Es importante que se realicen las notificaciones, porque a partir de estas corren tres días para impugnar.

“Es importante asistir a las urnas”, Ricardo Barreno, Incep

El politólogo del INCEP, Ricardo Barreno, señala:

“Desafortunadamente, los tiempos electorales que está manejando el TSE motivan una serie de críticas que han debilitado la percepción que se tiene. Los cargos en todos los niveles debieron estar adjudicados no más de cinco días después de la elección.

También es preocupante la dinámica del Congreso. Existe una diferencia importante entre los diputados que obtuvo cada uno de los dos partidos que pasan al balotaje. UNE logró alrededor de 52, mientras VAMOS está entre 18 y 19.

Si Alejandro Giammattei gana la segunda vuelta, habrá peligro de un escenario en el cual se intente llenar la diferencia a través del transfuguismo y las alianzas. Esto puede ocasionar malestar ciudadano y frenar la agenda legislativa.

El escenario de 2015 parece repetirse. Ese año, el FCN Nación alcanzó la presidencia con una exigua bancada de 11 diputados, mientras el Partido Patriota (PP), Libertad Democrática Renovada (LIDER) y UNE, lograron bancadas numerosas. En aquella ocasión la diferencia se superó a través del transfuguismo y la decisión del TSE abre la puerta para que se produzca una situación similar.

En el caso de que Sandra Torres venza en la segunda vuelta, Giammattei resultará muy debilitado, puesto que carece de tesitura legislativa (poder de movilización, ser actor estratégico, manejarse en decisiones legislativas).

Entre las necesidades de cara a la segunda vuelta, está en primer lugar la incertidumbre, pero además la apatía ciudadana. Es importante que el TSE adjudique a la brevedad los cargos de corporaciones municipales, donde se concentra la mayor cantidad de malestar que puede explotar. El ente electoral no puede darse el lujo de llegar a la segunda vuelta con tan poco margen de tiempo para prevenir la conflictividad.

A nivel institucional, el TSE tiene la obligación de ratificar los cargos; en lo partidario, ambos candidatos tienen que comenzar a especificar la viabilidad financiera de sus propuestas de gobierno, lo que no se hizo en la primera vuelta, como tampoco se conocieron los equipos de trabajo de ambos, que debieran comenzar a ser conocidos.

A nivel de la ciudadanía, es importante asistir a las urnas. En la primera vuelta bajó un 10% la participación y se espera que para la segunda, el abstencionismo sea mayor”.

“La UNE tiene una gran oportunidad”:  Sandra Morán, diputada

Según la legisladora feminista:

“En el Congreso existen 19 bloques legislativos. Los jefes de bloque necesitan tener por lo menos diez votos para aprobar una propuesta. La negociación es el mayor trabajo de todas las bancadas.

La UNE será la fuerza que dirija el Congreso. Espero sea de forma muy positiva. Tienen la oportunidad de generar cambios y aglutinar a las diferentes expresiones de izquierda en torno a diferentes propuestas. Por lo menos hay 15 expresiones políticas representadas en el Congreso que evidentemente podrían sumar los 80 votos para pasar una propuesta legislativa.

Existe una agenda pendiente relacionada con las reformas del Estado, las necesidades de personas discapacitadas, la niñez, la juventud, la ley de aguas…en Guatemala, los ríos desaparecen y son secuestrados por la acción de las industrias extractivas.

Otros proyectos que debiera impulsar la UNE son los relacionados con los Acuerdos de Paz, como los lugares sagrados, las radios comunitarias y muchas otras. Es una oportunidad para la UNE que puede traducirse en una práctica positiva para el país, sobre todo si el Ejecutivo está en la misma línea.

De resultar electo Giammattei, es probable que el “pacto de corruptos” resulte beneficiado. Al hablar de este pacto, estamos nombrando una alianza basada en generar poder para oponerse a cualquier acción progresista. En este caso, tendrían 73 votos (según mis estimaciones).

Además, una cosa es la pertenencia a un partido y otra la afinidad con el pacto. Diputados de una misma organización pueden servir o no a este proyecto articulado para una oposición férrea a la agenda progresista.

En este momento, Giammattei tiene que buscar acuerdos para sumar votos. Sandra Torres tendrá que lograr que no le afecte la enorme campaña tendiente a desprestigiarla. Mi percepción es que el abstencionismo en la capital afectaría a Giammattei, mientras el abstencionismo rural puede dañar a Torres, si bien es necesario reconocer que en la UNE son estrategas y lograron la tercera parte de las alcaldías”.

 

Últimas Noticias

Noticias Recomendadas