17.2 C
Guatemala City
sábado, agosto 13, 2022

Jordán Rodas se distancia de SOS

Jordán Rodas se defiende de la solicitud para destituirlo argumentando que los diputados lo cuestionan “por cumplir su labor como defensor del pueblo”. Además, su carta oficial a Arenales Forno habla de una “supuesta” candidatura, desmarcándose de la evidente alianza con el grupo estudiantil SOS, que “supuestamente” lo designó candidato. Opiniones en pro y en contra muestra el lado polémico del magistrado de conciencia.

Roxana Orantes Córdova

Mientras los sancarlistas que apoyan a Jordán Rodas (estudiantes, decanos y catedráticos), lo siguen aclamando como su candidato, el Procurador de los Derechos Humanos (PDH), tomó distancia de ellos, argumentando que su candidatura fue “supuesta”, en la carta que mandó a Antonio Arenales Forno, presidente de la Comisión de Derechos Humanos, para justificar su ausencia a la citación.

- Advertisement -

Además de que once diputados votaron para pedir al Pleno una sesión donde se discuta la destitución del PDH, que necesita mayoría calificada (107 votos), la Comisión de Derechos Humanos del Congreso también pidió a la Contraloría General de Cuentas una auditoría a la PDH.

Al respecto,  en 2020 la CGC denunció a Rodas por hallazgos en la institución que dirige, y la respuesta del Ombudsman fue replicar, con todos los recursos mediáticos a su disposición, que la CGC no siguió el debido proceso.

Anteriormente, el presupuesto en la PDH fue un tema mediático, que involucró un amparo provisional ganado por Rodas en la Corte de Constitucionalidad (CC) y la revocatoria del mismo en la Corte Suprema de Justicia (CSJ), todo en relación a que para el PDH, los Q100 millones de presupuesto resultaron insuficientes y logró que el Congreso le asignara Q20 más.

Entretanto, el Ministerio Público solicitó orden de captura contra cuatro integrantes de SOS USAC, por presuntos delitos cometidos en la toma del MUSAC.

Jordán Rodas toma una distancia conveniente

Además de la carta dirigida a Arenales Forno, donde el PDH habla de una supuesta candidatura, dando a entender que no fue candidato, el ex candidato a Rector Eduardo Vásquez Carrera, de SOS USAC, afirmó a los medios que Rodas es uno de los que serían propuestos como candidatos por SOS, pero como no se realizó la elección, “no llegó a ser candidato”.

Esto, con base en la Ley Orgánica de la USAC y el reglamento electoral de esa institución. Aunque esta sea una verdad amparada en la ley, existen otros hechos en torno al señalamiento del Congreso, que el PDH tiene pendientes de explicar a la comisión que lo cuestiona:

  • Sin ser candidato, hizo evidente campaña proselitista. De esto, hay mucho material en medios de comunicación y redes sociales, incluyendo las del PDH.
  • Esta campaña la realizó en horario laboral y sin contar con permiso de la PDH ni del Congreso.
  • Aparentemente, durante su actividad proselitista se habría trasladado en vehículos institucionales, lo que puede ser cuestionado.

Tomar distancia del grupo enfoca al PDH en la defensa de los días que le restan para ejercer su puesto de Ombudsman. La solicitud de destitución se produce poco antes de que finalice el mandato y en cualquier caso, defender su permanencia es una cuestión de imagen.

Al reconocer que no llegó a ser candidato, por una parte se distancia de SOS, que con las órdenes de captura parece un aliado «incómodo», y enfoca sus esfuerzos en mantener su posición de funcionario hasta el último día.

Entre estas acciones, está una acción de amparo ante la CC, para garantizar que se cumpla el plazo de su mandato.

Aliados y detractores

Rodas tiene apoyo de toda la izquierda guatemalteca, además del evidente aval de la izquierda «aliada» de la comunidad internacional. La Federación Iberoamericana de Ombudsman, que Rodas presidió entre 2019 y 2021, divulgó un comunicado en su apoyo.

Entre lo que se le cuestiona, además del tema presupuestario, que constituye un escándalo, es su parcialidad en la defensa de los derechos humanos. Por ejemplo, al iniciar su gestión descalificó la muerte de una niña que no pudo llegar al hospital por un bloqueo de CODECA, argumentando que tenía una enfermedad terminal.

Rodas evitó pronunciarse contra la investigación ilegal de la CICIG-FECI a una niña de 9 años, hija de un magistrado y una fiscal, caso que llevó a la PDH adjunta a ser ligada a proceso. También evitó sistemáticamente emitir opinión sobre la «prisión preventiva».

Recientemente, un grupo de payasos y familiares de una pareja de estos artistas callejeros que desapareció hace algunas semanas, acudieron a la PDH para exigirle a Rodas un pronunciamiento, sin que hubiera reacción alguna.

En cambio, sus simpatías son patentes y es evidente, que cuando apoya a alguien por violación a sus derechos, se trata de un personaje afín. Por ejemplo, Gloria Porras, Juan Francisco Sandoval, Leily Santizo y Miguel Ángel Gálvez, entre otros. Quienes lo avalan, aseguran que el «pacto de corruptos» lo quiere fuera.

Empero, quienes lo quieren fuera, son los casi 20 mil guatemaltecos que en 2017 firmaron solicitando su destitución, por las ofensas contra la fe católica en un desfile bufo en el que el PDH participó, si bien aseguró que no se había dado cuenta porque «estaba de espaldas» a la grotesca figura que intentó ridiculizar a la imagen mariana que veneran los católicos.

Ese acto logró unir a católicos, evangélicos y otras denominaciones cristianas para exigir la destitución de Rodas, que finalmente no se produjo. La destitución en este momento puede considerarse una «victoria pírrica» y en cualquier caso, un hecho más simbólico que efectivo.

 

Últimas Noticias

Noticias Recomendadas